Son muchos los elementos que debemos tener en consideración al momento de realizar trabajos en el suelo de nuestro hogar. Es importante considerar que el mercado nos ofrecerá una gran variedad de alternativas, por lo que lo mejor que podemos hacer es no tomar esta decisión a la ligera.

En esta ocasión hablaremos de dos tipos de materiales igualmente funcionales y atractivos. Sus principales diferencias se encuentran en el valor que pueden tener en la industria de las reformas y los puntos específicos con los que aporta cada uno de estos.

El gres porcelánico, por ejemplo, es una opción ideal para quienes quieren proteger el interior de la casa de humedad. También puede ser utilizada en zonas exteriores, cuestión que agrega una gran versatilidad al momento de realizar reformas.

Por su lado la cerámica ofrece gran resistencia y requiere de escaso mantenimiento. Al igual que el gres porcelánico esta puede ser utilizada para crear ambientes interiores como exteriores, asegurando una experiencia del más alto nivel para nuestra familia.

Como puedes ver las cosas no son muy diferentes, por lo que a continuación te entregamos algunas pautas para que puedas tomar la mejor decisión para tu caso.

Decoración de interiores

Uno de los tantos aspectos en lo que debemos fijar nuestra atención al momento de elegir el suelo de nuestro hogar es la estética. En la actualidad ya no solo bastará con tener un espacio cómodo y funcional, sino que será necesario dotar de vida nuestra casa e impregnarla de nuestros gustos y preferencias personales.

Lo bueno es que tanto el gres porcelánico como la cerámica cuentan con una amplia versatilidad en términos de diseño. Las empresas fabricantes saben la importancia que tiene la estética al interior de los hogares, por lo que no escatiman en gastos al momento de impregnar sus productos con una inmensa variedad de estilos.

Así que no te sientas limitado. Tu decisión debe ser personal y atender de la mejor manera posible las necesidades estéticas de tu hogar. Una vez que hayas realizado este estudio y tengas claro el tipo de ambiente que quieres construir, será momento de continuar con el resto de los criterios de búsqueda.

Las necesidades de tu hogar

Lo más importante de todo este proceso será atender de forma eficiente las necesidades que tenga tu hogar. Esto no solo involucrará la estética, cuestión para la que ya sabemos que no habrá mayores inconvenientes, sino también en términos de resistencia y durabilidad.

Por suerte para nosotros ambos materiales ofrecen una gran fortaleza y soportan sin grandes problemas todo tipo de factores externos. Con decir que pueden ser utilizadas tanto en ambientes interiores como exteriores ya podemos hacernos una idea de la gran calidad de estos productos.

Otro elemento a tener en consideración será el mantenimiento que requieran. En algunos casos es posible que la cerámica o el gres porcelánico demanden cierta limpieza periódica, incluso con productos específicos. Es probable que este no sea tu caso, pero nunca estará de más fijarte en que no tenga requisitos extra para su conservación.

Precios y presupuesto

Finalmente llegamos a uno de los puntos centrales de todo trabajo de reformas. El presupuesto con el que contemos marcará una diferencia importante al momento de tomar nuestra decisión final, por lo que es recomendable fijar nuestro margen de gasto con antelación y atenernos a este en todo momento.

De esta manera podremos enfocar nuestra búsqueda de buena forma y lograr los resultados que esperamos conseguir en el menor tiempo posible. En caso de que sea algunos de estos productos los que prefieras para tu hogar, te invitamos a que contactes con nuestro equipo en Cerámicas Pamplona y realices todas las consultas que estimes conveniente.